Energía Microhidraúlica

Molino de agua

El agua, fuente de vida y energía. Aprovéchese de la fuerza renovable del agua como fuente de energía.

Si disponemos de algún salto de agua, por pequeño que sea, tenemos la posibilidad de aprovechar este recurso para la producción de energía renovable ideal para usos estacionarios, casas aisladas, granjas, urbanizaciones, para el pueblo entero o simplemente para vender a la red.

Una de las ventajas más importantes de la energía hidráulica es la facilidad con que podemos controlar su aprovechamiento, ya que normalmente funciona con regulación a potencia constante. Además, independientemente de la potencia de la microcentral, se puede generar una enorme cantidad de energía, pues se puede trabajar de forma continua día y noche.

El funcionamiento es sencillo. Se basa en captar la energía hidráulica por medio de la turbina transformándola en energía mecánica. Así movemos el generador produciendo energía eléctrica de manera constante y continua.

Turbina Pelton

Las turbinas más utilizadas son las Kaplan, Pelton y Francis y la elección de la misma se realiza básicamente en función del caudal y del salto de agua disponible. El sistema de regulación está compuesto por unos elementos modulares que se adaptan a cualquier tipo de instalación y potencia eléctrica generada. Una etapa de regulación secundaria que permite variar el flujo del agua manualmente, adaptando así la turbina a las necesidades energéticas demandadas y a posibles variaciones estacionales del caudal.



Además, hay equipos que poseen sistemas de control instantáneo para redireccionar la energía no utilizada por las cargas hacia sistemas de disipación, donde se recupera en forma de energía térmica: básicamente para la calefacción y para calentar el agua sanitaria.